sábado, 20 de febrero de 2016

Hannah

Después de todo lo que os conté en la anterior entrada me puse a currar como si no hubiera un mañana para Eternal Dolls. El resultado ha sido satisfactorio aunque he tenido que hacer el sacrificio de no cobrar nada este mes para tener tiempo y preparar las cosas como se merecen.

El mes que viene es el 7º aniversario de mi tienda y estoy muy contenta, ya lo tengo todo casi listo, me falta hacer unas fotos y pensar como voy a hacer el sistema de compartir-comentar-control general. Estoy probando un estilo nuevo que de momento me encanta y a demás he comprado telas nuevas con las que trabajar por fin, así que estoy muy motivada.

Naturalmente para costearme todo eso y por motivos un poco personales, de dinero y de espacio tuve que vender dos muñecos y les tocaron a Saree y a Lucille, mi kikipop. Pensaba comprarme el sable laser de Kylo Ren esta semana pero frente a tanta venta se viene algo positivo: por fin he comprado la cabeza de Hannah

Esto seguramente sea el montaje más cutre que circula por internet y pido perdon a la dueña de la foto, pero necesitaba hacerme una idea de como iba a ser mi Hannah. De hecho lo tengo todo en casa ¡solo me faltaba la cabeza!


También he decidido quedarme a Michaela, la tenía a la venta desde hace un año e iba ya por 90 euros + envío cuando a mi me costó 150$ y paso realmente de regalarla, no es una muñeca fea así que cuando termine mi wishlist la buscaré un cuerpo que sea medio decente y que no me cueste un riñón por que el de Elfdoll me encanta pero entre que el color no casa ni de coña y que los que he visto son caros....

Así que de momento estoy esperando a Hannita y el lunes-martes Mirka parte para casa de Youko para un remaquillado.

Mierda y yo que quería el sable de Kylo xD

sábado, 6 de febrero de 2016

Una pequeña crisis

¡Hola! Lo de no pasarme por mi blog ha comenzado a convertirse en una norma.

Todos los problemas de mi vida se reducen prácticamente a dinero. He estado un poco agobiada por causas económicas y no es que me queje de como me va la tienda, sinceramente, es toda una alegría ver que al menos puedo sacar algo de dinero por esa parte para no ser una carga. Siempre me he tomado muy en serio lo de no ser una carga económica para mi madre, intento liberarla lo que puedo dentro de mis posibilidades.

Últimamente no ha podido ser así y me he visto sobrepasada. Estuve perdiendo dinero con la tienda desde Agosto hasta Noviembre más o menos, pensaba que sería una fase, pensaba que no era para tanto, no me paré a hacer números y continué con mi tren de vida. Y descarrilé.

Enero ha sido un mes (especialmente del 20 en adelante), que me ha hecho darme cuenta de unas cuantas cosas. Pero cuando creía que tenía mi crisis más o menos solventada y tenía fuerzas para hacerla frente y comenzar a trabajar en serio para rendir de puta madre... ¡mi familia nos metió en un aprieto! Mis abuelos y mi tía pretendían que mi madre se metiera en un piso de 150.000 euros (cuando el nuestro tiene un valor aproximado de 85.000 y los ahorros de mi madre son los de su pensión).

Lo obvio habría sido decir que no, pero nos vimos arrastrados a ver el piso, a considerar la opción de comprarlo. El problema es que en gran parte nos estaban obligando sutilmente a aceptar y comprar el piso ya que ellos consideraban que eso era lo mejor y estabamos puerta con puerta con ellos. ¡Era una locura! y por supuesto, ha acabado en guerra familiar por que, naturalmente, pretendían prácticamente que dijeramos que si ese día.

Solo pensar en otra mudanza, en otra vez comenzar de cero (teniendo en cuenta que nos mudamos hace 8 años y he terminado de tener el cuarto como quiero en septiembre de este año)... me puso más nerviosa de lo que podía imaginar. También por el hecho de que se "esperaba" que yo prestara dinero para la compra del piso.

También he vendido algunas cosas, y estoy remodelando mi habitación (yep xD), mañana voy a comprarme por fin el sable laser de Kylo Ren y este martes voy a comprar e instalar una vitrina para kekos así que estoy bastante contenta.

Este mes seguiré un poco desconectada por que tengo unas cuantas citas familiares de hospitales, nada grave, pero entre eso, la tienda y ver los fines de semana a Seguchi no voy a tener mucho tiempo.

Y por último dejo unas fotos de mi gato, que por fin es mío, ya tiene el chip cambiado y se acabó el calvario con la protectora. Le quiero mucho, sí, aunque ayer le arrancara una pestaña a la Kikipop.